14 de julio de 2011

Historia de la silla

Las sillas no siempre fueron un artefacto de uso común. Antiguamente eran un artículo que denotaba dignidad y buena posición y sólo eran utilizadas por los ricos y poderosos. El resto de los mortales se sentaban en taburetes o bancos de madera. En realidad, no fue hasta el siglo XVI que se convirtieron en un objeto común.

El conocimiento que tenemos acerca de las sillas antiguas ha sido recogido en su mayoría de los monumentos, esculturas y pinturas. Hay unos pocos ejemplos que existen en el Museo Británico, en el Egipcio y otros pocos lugares del mundo.

En el antiguo Egipto este mueble parece haber jugado un papel muy importante en las vidas de los poderosos gobernantes y eran de gran riqueza y esplendor. La mayoría de las que existían en el antiguo Egipto estaban hechas de ébano y marfil o madera dorada. Éstas estaban cubiertas con materiales muy costosos, a veces incluso gemas, y sus soportes eran patas hechas con la forma de las bestias más fuertes de esos tiempos, mayormente leones. Algunas patas eran moldeadas con forma de figuras humanas que representaban a los cautivos.

Respaldo de la silla de Tutankamón (Museo de El Cairo)

Los primeros monumentos de Niniveh muestran una silla sin respaldo pero con unas preciosas patas talladas en forma de garras de león o pezuñas de toro.

Luego tenemos las primeras sillas griegas y romanas. La silla griega más antigua que conocemos se remonta a unos 600 años antes de Cristo y tenía respaldo.

Las sillas romanas eran bastante diferentes; mayormente eran fabricadas en mármol y adornadas con esfinges. Una de las sillas más famosas de este estilo es la que se encuentra en la Basílica de San Pedro en Roma. Desafortunadamente, las secciones de madera de esta silla están decayendo bastante. La silla en sí parece ser obra de un bizantino del siglo VI pero éste no es un dato del todo comprobable.


Fuente:
VisitaCasas.com

2 comentarios:

Cayetano dijo...

A este inventor y al de la cama deberían hacerles un monumento.
Regreso momentáneamente de mis vacaciones para volver a irme dentro de nada. Y me encuentro con un montón de entradas de mis amigos blogueros. Intentaré ponerme al día antes de volver a irme.
Un saludo.

Kassiopea. dijo...

Disfruta de las vacaciones Cayetano jejeje.

Creative Commons License
Paseando Por la Historia está bajo una licencia Creative Commons Reconocimiento-No comercial 3.0 España.