23 de octubre de 2011

Los inicios del paracaidismo

Las primeras noticias que existen sobre el origen del paracaidismo datan del año 1060. Fue Oliver de Malmesbury, un monje inglés, quien se lanzó desde una torre con un rudimentario paracaídas de su invención. Se fracturó las dos piernas en el intento.

Hay crónicas de principios del siglo XIII en las que se afirma que acróbatas chinos se lanzan desde elevadas torres con una especie de sombrillas de papel a semejanza de un paracaídas, durante la celebración de la coronación del emperador Fo-Kien.

Fue en 1495 cuando Leonardo da Vinci presentó el primer diseño del paracaídas como tal. De forma tronco-piramidal, de las cuatro esquinas inferiores parten otras tantas cuerdas que se unen en un solo punto en la espalda del lanzador. A este paracaídas se le da el nombre de "Baldaquino". En el año 1514 un milanés pone en práctica la idea de Da Vinci perdiendo la vida en el intento.

"Baldaquino" de Leonardo

Fausto Venancio Niceno se lanza en Venecia desde una torre con un paracaídas de su invención, llegando perfectamente al suelo en 1617. En este paracaídas inspirado en el de Leonardo da Vinci ha suprimido la parte tronco-piramidal y lo ha reducido a un paño cuadrado con listones en las orillas y unas cuerdas que parten de los ángulos para atarse al suelo el individuo. Sus experiencias las recoge en una obra titulada "Machinas novas".

Posteriormente, en 1779, Montgolfier observa que las enaguas de su mujer al secarse en la chimenea se hinchan y elevan por el aire caliente. Conjuntamente con el marqués de Brantes, realizan la primera prueba con un paracaídas de 2,5 metros de diámetro en Avignon (Francia). Consiste en una cesta de mimbre suspendida de la campana por doce cordones, llevando dentro un cordero. Se produce una sustentación complementaria por medio de unas vejigas con aire. El lanzamiento se efectúa desde una torre de 35 metros resultando satisfactorio.

En 1783 el físico francés Lenormand se lanza, resultando ileso, de la torre del observatorio de Montpellier con un paracaídas de su invención de dos metros de diámetro y doce cordones terminados en una anilla, a la que se agarra el individuo. Un año más tarde, el francés Jean Pierre Blanchard adapta al globo en que realiza sus ascensiones un paracaídas. La forma es semejante a un paraguas y su diámetro, siete metros. Experimenta este paracaídas satisfactoriamente lanzando a su perro. Posteriormente Blanchard probó personalmente su invento cuando por un accidente de su globo, tuvo que lanzarse desde 500 metros cayendo a tierra sin novedad.

En 1797, André-Jacques Garnerin , une su apellido a los primeros pasos del paracaidismo en Francia. Es el primer hombre que se lanza voluntariamente con un paracaídas desde un globo. Un primer ensayo público fracasa tras estallar su globo en que iba a realizar la ascensión, ayudado por su hermano Jean Baptiste. Nuevamente el 22 de octubre del mismo año, ante una multitud inmensa, realiza la ascensión. A 1.000 metros de altura el globo hace explosión, y Garnerin, cortando las cuerdas, desciende en su paracaídas, que a pesar de sufrir un gran balanceo llega a tierra felizmente.

Fue a partir de 1880 cuando se planteó la utilización del paracaídas en el ejército.


Fuente:
FBPV

3 comentarios :

  1. Había que estar loco para experimentar en propia carne si funcionaban o no aquellos artilugios. De hecho, como bien comentas, alguno pagó caro su atrevimiento.
    Un saludo.

    ResponderEliminar
  2. En realidae el paracaidismo como fuerza de choque militarfue un asunto netamente aleman, el ejercito aleman los utilizo de forma masiva y con magnificos resultados en la II Guerra Mundial, no asi los aliados, Montgomery los uso mal y fueron masacrados en dos ocasiones
    En España se usaron en la Guerra de Sidi Ifni y dicho cuerpo dio ejemplo de templanza fortaleza y combatividad
    Hoy en día se dice que el espíritu que animo al antiguo tercio,la temida Legion fundada por el Munistro José Villalba Riquelme en 1920 y que desarrollo Milan Astray ha pasado a las fuerzas paracaidistas
    http://lapoliticadegeppetto.blogspot.com/

    ResponderEliminar
  3. Falta Abbás Ibn Firnás:

    "En 852 decidió volar lanzándose desde una torre de Córdoba con una enorme lona para amortiguar la caída. Se lanzó y sufrió heridas leves. Por eso se considera generalmente como creador del primer paracaídas."

    ResponderEliminar

Gracias por tu comentario.

Creative Commons License
Paseando Por la Historia está bajo una licencia Creative Commons Reconocimiento-No comercial 3.0 España.