9 de abril de 2011

Viviendas urbanas en la Edad Media

En la Edad Media la gente no vivía tanto en sus casas como acampaba en ellas. Los nobles poseían muchas residencias y viajaban mucho. Al desplazarse, enrollaban los tapices, llenaban los arcones, desmontaban las camas y se llevaban todo con ellos. Eso explica por qué tantos muebles medievales son portátiles o desmontables. En castellano, francés e italiano, las palabras relativas a muebles, mobiliers y mobilia significaban precisamente "lo que se puede mover".

Los burgueses de las ciudades eran menos móviles, pero también necesitaban muebles transportables, aunque por diferentes motivos. La casa medieval era un lugar público, y no privado. La sala estaba en constante uso para cocinar, comer, recibir invitados, hacer negocios y, por la noche, para dormir. Esas diferentes funciones se realizaban mediante el cambio de sitio de los muebles según se necesitaran. No había "mesa de comedor", sólo una mesa que se utilizaba para preparar la comida, comer, contar el dinero y, de ser necesario, para dormir. Por la noche se quitaban las mesas y se sacaban las camas. El resultado era que no se hacía ningún intento de ordenar los muebles de forma permanente. Los cuadros de interiores medievales reflejan una improvisación en la colocación desordenada de los muebles, que sencillamente se ponían al lado de las paredes cuando no se utilizaban. Salvo la butaca, y más tarde la cama, da la impresión de que se atribuía escasa importancia al mobiliario, se lo trataba más como equipo que como posesiones personales apreciadas.


Pero lo que sorprende de las casas medievales no es la falta de muebles, sino la multitud y el pulso vital que había en su interior. Aquellas casas no eran necesariamente grandes -salvo si las comparamos con las chozas de los campesinos-, pero estaban llenas de gente. Ello se debía en parte a que, como escaseaban los hoteles, bares y restaurantes, servían de lugares de reunión pública para recibir y para hacer negocios, pero asimismo también eran muchos los que las habitaban. Además de la familia inmediata había empleados, sirvientes, aprendices, amigos y protegidos; no eran raros los hogares de veinticinco personas. Como toda esa gente vivía en una habitación, la intimidad era inexistente.

No sólo había muchas camas en la misma habitación, sino que generalmente dormían varias personas en cada cama. Era normal que midiesen hasta tres metros de lado.

Sin embargo, la vida doméstica en las ciudades medievales no era "primitiva". Por ejemplo, bañarse estaba muy bien visto y muchas casas burguesas contaban con un sistema de desagüe y con pozos negros subterráneos, aunque no había alcantarillas. Estos pozos se vaciaban periódicamente y el material que allí había se llevaba al campo para ser utilizado como abono.


Fuente:
La casa, historia de una idea - Witold Rybczynski

4 comentarios:

Cayetano dijo...

Claro, de ahí viene el hablar de "muebles" o de "hacer la cama".
No obstante, cuando hablamos de la Edad Media muchas veces incurrimos en el error de creer que se trata de un todo homogéneo. Nada más lejos de la realidad: diez siglos con épocas de invasiones, crisis, epidemias, guerras... que alternan con épocas de prosperidad, de desarrollo urbano, de vida mercantil. A estas quizá nos referimos cuando hablamos de gente más refinada y que se bañaba incluso. No hay que olvidar que en las épocas más oscuras y feudales, el aseo corporal estaba considerado por la Iglesia poco menos que un pecado.
Un saludo.

Kassiopea. dijo...

Es que la Edad Media es un período muy largo y habrá habido de todo. Supongo que también influiría en las costumbres la ubicación geográfica.

Annick dijo...

La mayoría , tenemos una idea falsa de como se vivía en La Edad Media .
Seguramente por las peliculas que hemos visto , que nos lo muestra todo muy bonito .
Una entrada muy interesante y aclaradora .

Besos desde Málaga.

emejota dijo...

Interesantísimo. Es verdad mueble - movil. Un fuerte abrazo.

Creative Commons License
Paseando Por la Historia está bajo una licencia Creative Commons Reconocimiento-No comercial 3.0 España.