21 de enero de 2009

Bebe o retírate

En la actualidad un simposio es una reunión seria en la que se discute, se analiza o se imparte una conferencia sobre un determinado tema. En la Grecia clásica también se entendía el simposio como un encuentro en el que departir, pero en un sentido bien distinto. Los simposios griegos se celebraban en una habitación especial dedicada a ellos (el andrón), en el que se situaban divanes, adornados con mirto y flores, para acomodar a los invitados, sólo hombres, pues las mujeres libres tenían vetada su participación. Para esta ocasión los ciudadanos se ponían sus mejores galas y se arreglaban con esmero (incluso Sócrates, que se granjeó justificadamente su fama de adán). En estas reuniones los invitados conversaban, reían e intentaban sorprender con su ingenio y elocuencia mientras corrían ríos de vino acompañados de heteras, prostitutas de alto nivel que disfrutaban del derecho a recibir cierta educación, en contraposición con el resto de mujeres. Los asistentes, tras guardar las apariencias al principio (en el que se mezclaba el vino con agua para salvar las formas) se entregaban por completo a la alegría y la bebida. De hecho el lema de estas reuniones era "bebe o retírate".

No hay comentarios :

Publicar un comentario en la entrada

Gracias por tu comentario.

Creative Commons License
Paseando Por la Historia está bajo una licencia Creative Commons Reconocimiento-No comercial 3.0 España.